8.17.2012

Si buscabas el momento oportuno, era ese.

Y Bukowski ha vuelto a poner la violencia precisa en cada una de sus (mis) palabras:


Si vas a intentarlo, ve hasta el final, de lo contrario, no empieces siquiera. Tal vez suponga perder novias, esposas, familia, trabajo, y quizás la cabeza. Tal vez suponga no comer durante tres o cuatro días; tal vez suponga helarte en el banco de un parque; tal vez suponga la cárcel, tal vez suponga humillación; tal vez suponga desdén, asilamiento. El aislamiento es el premio; todo lo demás es para poner a prueba tu resistencia. Tus auténticas ganas de hacerlo. Y lo harás. A pesar del rechazo, además de las ínfimas probabilidades. Y será mejor que cualquier cosa que pudieras imaginar. Si vas a intentarlo, ve hasta el final. No existe una sensación igual. Estarás solo con los dioses y las noches arderán en llamas. Llevarás las riendas de la vida hasta la risa perfecta. Es por lo único que vale la pena luchar.


Noches en vela.


Caminos que empiezan.


No hay comentarios:

Publicar un comentario